Entrada destacada

Estudio global vislumbra el futuro de las relaciones públicas

Los altos ejecutivos de relaciones públicas alrededor del mundo ven un futuro halagüeño para la industria en términos de crecimiento económ...

sábado, 9 de octubre de 2010

Casi 300 relacionistas ya están licenciados


Más de 400 tienen sus licencias en proceso, al tiempo que se presenta un proyecto para derogar la ley que regula la profesión

Aunque se estima que hay alrededor de 800 practicantes de relaciones públicas en Puerto Rico, al 1 de octubre de 2010 la Junta Examinadora de Relacionistas había evaluado y aprobado un total de 294 solicitudes para la nueva licencia de relacionista. 

Según Julio Sainz de la Maza, miembro de la Junta Examinadora, quedan por evaluar 439, de las cuales 400 se entregaron el día de la fecha límite para solicitar la licencia por la cláusula de convalidación. Otras 20 han sido denegadas.

La Junta Examinadora decidió extender el período del proceso de convalidación, no por la gran afluencia de solicitudes tardías, sino por el intento de un grupo de colegas de boicotear el proceso de regulación, explicó Julio durante una charla en la Convención Anual de la Asociación de Relacionistas Profesionales de Puerto Rico (ARPPR), el pasado 1 de octubre en el Hotel El Conquistador.


Julio Sainz de la Maza se dirige al público durante la Convención
Anual de la Asociación de Relacionistas Profesionales de Puerto
 Rico. (Foto suministrada por la ARPPR)


"El por qué [extender la fecha] es porque se han quedado fuera unas cuantas compañeras que actualmente están intentando boicotear el proceso.  Ahora mismo hay un proyecto de ley para tumbar completamente la ley que regula el acceso a la profesión", dijo Julio. El proyecto es del representante Héctor A. Torres (PNP). Según Julio, aunque está engavetado actualmente, podría bajar por descargue.

"Hemos decidido prorrogar para que no haya excusa ningún tipo de excusa mañana para que intenten sacar un proyecto de ley de estos," dijo Julio.  La prórroga se extenderá hasta las últimas dos semanas de octubre.

Someten solicitudes con información falsa


Según Julio, la Junta es consciente de que aproximadamente del 10 al 15 por ciento de las solicitudes han llegado con información falsa. Sin embargo, han tenido que aprobarlas porque las personas que las sometieron han cumplido con todos los requisitos que establece la ley. La esperanza es que los que se han colado como "relacionistas" queden fuera cuando tengan que renovar su licencia de aquí a cuatro años, al no completar sus horas de educación continua.

La ley que regula la profesión entrará en vigor por completo cuando se cierre el la cláusula de convalidación.  Ya hay un borrador de Reglamento que tendrá que ir a vistas públicas antes de su aprobación final. El Reglamento irá acompañado de un Código de Ética que está siendo preparado por Gigi de Mier. Se está evaluando para ello los Códigos de Ética de la ARPPR, la Public Relations Society of America y la Universal Accreditation Board.

Una vez que se cierre el período de la cláusula de convalidación el último día de octubre, "o usted estudió relaciones públicas o no puede solicitar una licencia para practicar relaciones públicas en Puerto Rico", comentó Julio.  Sin embargo, aparte del título los candidatos a la licencia tendrán que tomar un examen.  No se sabe cómo va a funcionar hasta que se apruebe el reglamento.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola, siempre sigo su blog por que tienes unos temas muy interesantes. Pero referente a este artículo me siento muy indignado con la ley de regulación de los relacionistas. Soy estudiante de la pontificia universidad católica de PR en Ponce anteriormente estudiaba un BBA en Relaciones publicas internacionales el cual cambie de concentración debido a que el semestre pasado el Prof. Julio Saiz de la Maza nos dio una charla sobre la regulación en cual nos indico que uno de los requisitos es que el bachillerato fuera en relaciones públicas y no en BBA con concentración en relaciones publicas y tampoco las "minors". Gracias a esa orientación yo me cambie a la concentración de finanzas ya que no le vi futuro a ese "chanchullo" debido a que unas semanas después me entero que la universidad del sagrado corazón en la cual el Prof. Sainz de la maza es profesor, la Univ. hace un Bachillerato en relaciones publicas como lo pide la ley. No tanto eso, mire este caso mi vecina estudio relaciones publicas en otra universidad y ella se gradúo el año pasado y ya tiene la licencia con un resume falsificado y que un familiar notario se lo certifico. Así que lo único que puedo decir es que estoy a favor de que deroguen la ley.

Claudia Aponte dijo...

Hola Joseph:

Como siempre, gracias por mantenernos informados.

Personalmente estoy a favor de la licencia y de la regulación. En la actualidad estoy licenciada por la Junta Reguladora de Relacionistas y poseo tanto la experiencia como la educación en relaciones públicas para ejercer la profesión en Puerto Rico.

Sin embargo, me indigna grandemente el que se le hayan otorgado licencias a personas que sometieron información falsa, y a sabiendas, se hayan aprobado las mismas. Aún cuando puede que se "caigan" en el proceso de educación continua, es lamentable que se use eso como excusa para no hacer el escrutinio necesario, que a la vez sea justo para todos los demás que sí somos honestos y responsables con nuestros colegas, clientes y con nuestra profesión.

Mis respetos para ti siempre,

Claudia

Joseph Martínez dijo...

Saludos a ambos. Entiendo perfectamente la indignación ante la gente que sometió información falsa y, de hecho, la comparto. Sin embargo, entiendo también que la Junta Reglamentadora tuvo que evaluar las solicitudes con los documentos notarizados que les fueron presentados y tomando en cuenta los requerimientos específicos de la ley.

Lo verdaderamente sorprendente es que dichos "relacionistas" se hayan arriesgado a someter información falsa notarizada por abogados. Por otro lado, siempre se tuvo presente que este era uno de los peligros del "grandfather clause", pero sin ella la ley de regulación no se hubiera aprobado.

Doris dijo...

Saludos, Joseph:
Es increíble que sabiendo que presentan documentos fraudulentos no se pueda tomar acción sobre las personas que se atreven a incurrir en tales prácticas. Esta es la actitud antiética más abierta y desfachatada que se pueda imaginar.
A esta realidad se contrapone el hecho de que personas cuya ejecutoria profesional por años ha sido intachable, fueron excluidas de la ley por no tener un patrono o cliente que los avale en este momento. En otras épocas históricas quizás hubiera sido excusable pero en estos tiempos en los que tantos profesionales han confrontado despidos, retiros incentivados y desempleo, me parece risible esta exclusión.
A todo esto se suma el curioso caso de profesores universitarios de Relaciones Públicas. Los mismos que preparan al estudiantado en cursos de BA y MA no son aptos para entrar por la famosa cláusula, tengan o no experiencia en la práctica profesional activa.
Somos conscientes de que ninguna ley es perfecta y está sujeta a enmiendas pero en este caso -que nos costó tanto esfuerzo y tiempo lograr la aprobación- no vislumbro enmienda en el horizonte para subsanar tantos huecos.
He defendido siempre la regulación pero, con toda honestidad, puedo entender el disgusto de muchos colegas. Ojalá que no se tire por la borda el fruto del trabajo arduo y desinteresado de tantos profesionales comprometidos con la calidad y el respeto a nuestra profesión.

Joseph Martínez dijo...

Les comparto el siguiente comentario sobre este "post" el cual recibí hoy, vía correo electrónico, de parte de Julio Sainz de la Maza:

Parece que ciertas declaraciones mías han causado unas pocas ronchas y asustado a más de una mente inquieta. Por ello aprovecho este medio para aclarar la información que fuera publicada aquí mismo sobre mis expresiones durante la pasada convención de la Asociación de Relacionistas. La Junta Reguladora de Relacionistas ha asumido la encomienda de evaluar las solicitudes de licencia con mucha responsabilidad y cautela y utilizando siempre su mejor juicio. En algunos casos, hemos evaluado solicitudes que han despertado suspicacia o han creado dudas y hemos indagado más a fondo sobre la veracidad y autenticidad de las mismas. Todas y cada una de las solicitudes de licencia que se han aprobado cumplen con los requisitos de la Ley 204.
Por otra parte, aclaro también que la compañera relacionista Gigi de Mier no tiene a cargo el desarrollo del código de ética. Ella está colaborando en la creación de un primer borrador del Código de Etica, que será evaluado y revisado por esta Junta. Es nuestro interés que el Código de Ética que se adopte sea uno abarcador y completo y que integre lo mejor de varios códigos existentes. Lamento mucho las inquietudes que hayan levantado mis expresiones y reitero el profesionalismo y verticalidad con el que todos los integrantes de esta Junta han trabajado desinteresadamente durante todo este prolongado proceso.
Atentamente.
Julio Sainz de la Maza
Lic. R-1

Claudia dijo...

Buenas tardes Joseph: Gracias por aclarar este asunto (lo de la información falsa), que honestamente me preocupó bastante. Claudia

Claudia dijo...

Hola Joseph:

Otro comentario que me gustaría hacer: mucho cuidado con los que dicen tener la Maestría. Hay muchos por ahí que reclaman el título, en perfiles públicos como LinkedIn, sin haber cumplido con todos créditos, o incluso la tesis, que tanto esfuerzo y sacrificio da terminar.

Sé que por el momento no están considerando esto, y que pronto también habrá cambios en ese sentido, pero he visto con mis propios ojos como algunas personas mienten o tergiversan los datos en relación a esto para dar la impresión de que tienen el grado.

Claudia Aponte

Anónimo dijo...

Ciertamente, el que se haya licenciado a personas con constancia de que estos mintieron en su solicitud como señaló el propio presidente de la Junta Examinadora, Julio Sainz de la Maza, me parece un asunto ético preocupante que se debería investigar. Además, el que a la fecha aún no exista un Reglamento provoca cuestionamientos sobre la funcionalidad de dicha junta.

Karla dijo...

Saludos:
No nos conocemos personalmente pero es un buen momento para agradecer todo lo que haces por la profesión. Tu dedicación y compromiso sirven de ejemplo para todos los relacionistas.

Trabajo como relacionista desde el 2005 y estudié RP en la UPR y USC. Desarrollé mi tesis en el proceso de la regulación por lo que estaba a favor de la misma.

Sin embargo no me gusta la polémica que se ha desatado. Por lo siguiente:
1. ¿Cómo el comité de la junta reguladora afirma que aprobaron solicitudes con información falsa? ¿En que se basan? Porque hay un abogado(a), un patrono y un relacionista involucrados en esto... se trataría de perjurio ¿cuáles son las medidas a seguir?
2. Tengo una firma junto a una socia y tuvimos que buscar 6 cartas de clientes, 3 para cada una, no creo que sea algo fácil de conseguir. Coordinar el tiempo de los clientes, con el nuestro más el de la abogada fue una tarea ardua. (BTW aún no me ha llegado nada de mi licencia ni la de mi socia).
3. Los relacionistas de la Asociación no son los únicos de Puerto Rico.
4. En vez de estar fustigando a los que se acaban de graduar y no tienen la experiencia. Por qué no reaccionan así cada vez que un comentarista o titiritero usa el nombre de nuestra profesión como un insulto. Me consta que hubo un comité hace unos años encargado de eso pero no se si siga activo.
5. No veo un plan de acción contra los relacionistas que pagan para obtener publicity y esto es un secreto a voces que afecta nuestra imagen y credibilidad. Aunque duela hay que aceptarlo y trabajar sobre eso.

Gracias por todo lo que haces por los relacionistas, tu labor como bloguero/profesor es invaluable.

Cordialmente,

Karla

Anónimo dijo...

Saludos:

Me hago eco de los comentarios aqui vertidos y en especial de los sometidos por la "forista Doris". Quisiera conocer porque al momento de otorgar la licencia de relacionista, se penalizo aquellos que han practicado la profesion y/o tienen ya el grado academico, pero por "cosas del destino" al momento de entrar en vigor la solicitud de la licencia sin examen, no estaban en la practica de la profesion y se les privo de ese privilegio o derecho. Muchas de las profesiones u oficios cuando se regulan con una licencia por primera vez, utilizan la "clausula del abuelo" como parte del proceso, pero tambien le otorgan la misma a aquellos que ya tienen el grado academico y/o experiencia, aunque no esten al momento en el mercado laboral. Conozco de varios profesionales que hubiesen podido optar por falsificar la solicitud, pero pudo mas la etica profesional, que es la base en la que se rige toda profesion y profesional, que tiene la etica como un norte.

Es incongruente que se invisibilize a los profesores y graduados de esta materia, denegandole la licencia, cuando a muchos de los que le fue otorgada la misma, falsificaron informacion, como comento un forista anterior, y que a lo mejor ni tan siquiera han hecho una aportacion significativa o positiva a la profesion, excepto generar dinero en el nombre de las relaciones publicas.

Muchos de estos dizque "relacionistas", que se circunscriben a realizar "fiestas y eventos", entienden que el ejecutar estos proyectos automaticamente los convierten en un verdadero profesional de las relaciones publicas.

Precisamente, por el campo ser ocupado por personas con estas y otras caracteristicas, ejerciendo con otros criterios ajenos a las verdaderos profesionales de las relaciones publicas y que no compaginan con los que es el verdadero Relacionista Profesional, es que hay muchos verdaderos profesionales del campo desempleados, desplazados por estos ultimos.

Lamento mucho que buenos profesionales de esta disciplina, con todos los meritos suficientes, los hayan dejado fuera, versus otros, con un minimo de esfuerzo y un perfil bajo de lo que debe ser un verdadero Relacionista Profesional, se le haya otorgado la licencia, denegando la oportunidad a muchos que si la merecen con todos los requisitos academicos y profesionales.

Ojala que la Junta Reglamentadora, antes de que someta el reglamento final, HAGA JUSTICIA a esos profesionales que se quedaron fuera y que merecen igual derecho a la licencia, como lo han hecho en otras profesiones licenciadas en el periodo de otorgacion de licencias, sin tener que pasar el crisol del examen.

No quisiera pensar que hay otras agendas particulares en el asunto de la otorgacion de licencias. Digame si aquel con licencia ya otorgada, pero que quizas dicta de ser lo que es un verdadero Relacionista, es mas profesional, y se merece la licencia, que aquel que obtuvo el grado y/o experiencia, pero se le penalizo por el "pecado" de no estar trabajando en el campo, y/o estar desempleado al momento de otorgarse la licencia ..sea usted el juez.

Gracias por brindar este espacio para exponer los diferentes puntos de vista.